09/12/2020

La iniciativa incluye asistencia a empresas en el proceso de inserción y capacitación de personas mayores de 55 años.

En el marco del programa Potencial +55, el Gobierno de la ciudad de Buenos Aires firmó un acuerdo con la empresa RES con el objetivo de impulsar la inserción laboral de personas mayores de 55 años en esa cadena de carnicerías, que cuenta con numerosos locales en el área metropolitana.

Impulsada en conjunto entre la Secretaría de Integración Social para Personas Mayores y la Subsecretaría de Trabajo, Industria y Comercio, esta iniciativa incluye, para las empresas que quieran contratar a personas mayores de 55 años, asesoramiento y asistencia en el proceso de inserción de quienes transitan sus últimos pasos en el mercado laboral formal.


El convenio fue firmado por la ministra de Desarrollo Humano y Hábitat, María Migliore, el ministro de Desarrollo Económico y Producción, José Luis Giusti, y el fundador y CEO de la empresa, Omar Onsari. También asistieron al acto del acuerdo, realizado el 12 de noviembre en uno de los locales de RES ubicado en Barrio Norte, el secretario de Integración Social para Personas Mayores, Sergio Costantino; el subsecretario de Trabajo, Comercio e Industria, Ezequiel Jarvis; y la directora de Recursos Humanos de RES, Natalia Pasta.

Potencial +55 es un programa que se apoya en tres pilares: inserción laboral, orientación vocacional y apoyo a emprendedoras.

Al incorporar a personas mayores de 55 años en el marco de esta iniciativa, las empresas generan una cultura diversa e inclusiva en todo su personal, ya que los equipos de trabajo conformados por personas de distintas edades fomentan la transferencia de conocimientos y el desarrollo de liderazgos. Desde el Gobierno porteño se sigue trabajando en la promoción de esta iniciativa en el sector privado.

Potencial +55 promueve la inserción laboral, la orientación vocacional y el apoyo a emprendedoras.

Simultáneamente, la secretaría desarrolla un taller de orientación vocacional de cinco encuentros virtuales, en los que se propone un proceso de descubrimiento personal, en vinculación con sus pares. Entre los objetivos de esta actividad, se destaca que las y los participantes se sientan motivados a iniciar nuevas actividades, que, quizás, habían deseado pero no habían tenido tiempo u oportunidad para desarrollarlas.

La tercera pata del programa está vinculada con el apoyo a mujeres mayores de 55 años que necesiten algún tipo de formación o asesoramiento para poner en marcha su emprendimiento.

 on Twitter
Similar Posts